Misión.

Proveer servicios excepcionales a personas con discapacidad y autismo para que tengan igual oportunidad de vivir, aprender, trabajar y recrearse en sus comunidades, al máximo de su potencial en forma independiente, productiva, participativa y autosuficiente.

Historia.

SER de PR fue fundada en el año 1950 con el nombre de Sociedad de Niños y Adultos Lisiados de Puerto Rico por tres líderes de la comunidad relacionados al campo de la rehabilitación: Dr. Herman Flax, especialista en Medicina Física; Lcdo. Guillermo Atiles Moreau, entonces administrador del Fondo del Seguro del Estado; y el Sr. René Jiménez Malaret, catedrático de la Universidad de Puerto Rico, especialista en comunicaciones. La organización nace como una afiliada de Easter Seals, organización nacional voluntaria especializada en servicios para personas con diversas discapacidades.

El primer centro de rehabilitación de SER de Puerto Rico abrió sus puertas en noviembre de 1954 en la Calle Tapia, sector Monteflores en Santurce, bajo la dirección voluntaria de la Sra. Isabel Atiles Moreau. Debido a la alta prevalencia de niños afectados con polio, fue necesario reubicar las facilidades en la Calle 57 del Condado. Allí se establece la primera escuela de educación especial para niños con discapacidades físicas en Puerto Rico. De igual modo, se expandieron los servicios de rehabilitación, recibiendo los primeros estudiantes de la Escuela de Medicina y de las diferentes escuelas de terapias del Recinto de Ciencias Médicas, UPR. Posteriormente el centro fue trasladado a un área con mayor espacio en la Avenida Eduardo Conde en Villa Palmeras en Santurce.

En 1955, la institución adquirió los terrenos que actualmente ocupa en la Calle Baez, Urbanización Pérez Moris en Hato Rey. Las facilidades construídas se inauguraron en el 1963, gracias a la ayuda generosa de dos grandes benefactores empresariales: Sr. Rafael Carrión, hijo, Presidente y fundador del Banco Popular de Puerto Rico; y el Ing. Luis A. Ferré, Presidente de Puerto Rico Cement y quien fuera posteriormente Gobernador de Puerto Rico y fundador del periódico El Nuevo Día. Con este nuevo edificio, se ampliaron los servicios médicos y terapéuticos, al tiempo que se logró expandir el programa educativo hasta el nivel intermedio y superior, permitiendo que los estudiantes con diversas discapacidades físicas pudiesen aspirar a una educación profesional y empleos competitivos. En el año 1985, la institución se vió nuevamente en la necesidad de ampliar su estructura física. En 1988, la primera etapa del proyecto estaba terminada bajo el liderato del Ing. Luis Rivera Siaca y la exitosa campaña de recaudación que presidió el empresario Atilano Cordero Badillo. Dando comienzo a un nuevo siglo, el Sr. Richard Carrión, Presidente del Banco Popular, en conjunto con la Puerto Rico Telephone Co. y la Fundación Verizon dieron inicio a la campaña de construcción de un nuevo centro de rehabilitación. Hoy, sesenta y cuatro (64) años después, los voluntarios y su Junta de Directores, el personal y los auspiciadores de SER de Puerto Rico, mantienen el mismo compromiso que dio origen a la Institución en 1950: Crear Soluciones que Cambian Vidas.